OOIIO Arquitectura ¡¡Cumple 10 AÑOS!!

Parece mentira, pero ya han pasado 10 años. Parece mentira, pero el estudio ha sobrevivido con todo en contra todo este tiempo.

OOIIO cumple una década de trabajo.

Todo cumpleaños merece una celebración, pero cuando se trata de un número redondo como el 10 parece que tenemos que ponernos más solemnes.

¿cómo se fundó OOIIO?

Pues sobre la marcha, sin demasiada idea de cómo hacerlo, como una gran improvisación. Nada más terminar la carrera tuve la gran suerte de conseguir mi primer trabajo en la oficina de Norman Foster, en Londres. Allí estuve aprendiendo 2 años y medio, para luego mudarme a Róterdam, a OMA, para seguir aprendiendo ahora de Rem Koolhaas. Una etapa de formación fascinante que sin duda me marcó para siempre como persona y como arquitecto, pero de alguna forma necesitaba algo más. No me valía del todo estar en algunos de los despachos más importantes e influyentes en la arquitectura contemporánea mundial, porque algo dentro de mí decía que tenía que intentar montar algo, hacer mi propia arquitectura. Daba igual no volver nunca más a diseñar aquellos maravillosos edificios en localizaciones Premium mundiales. Y así fue como un buen día entre 2009 y 2010, unos amigos me preguntaron si les hacía una casa. Yo encantado dejé el “star system” de la arquitectura y me volví a mi pueblo en La Mancha a diseñar aquella primera vivienda.

A ese encargo le sucedió otro, y luego otro. Por suerte siempre ha habido algo que hacer. Esto a pesar de que 2010 y España no era ni mucho menos el mejor sitio del mundo ni el mejor momento para fundar nada, y menos un estudio de arquitectura.

Los primeros 7 años de vida del estudio, básicamente nos hemos centrado en sobrevivir e intentar asentarnos. El contexto económico completamente adverso para el sector de la construcción y la arquitectura en España sin duda ha marcado profundamente la realidad y la forma de trabajar del estudio.

Ha sido muy difícil mantener el equipo a flote con unos recursos pírricos y todo en contra, pero con el tiempo me estoy dando cuenta que éste contexto en nuestros primeros años en realidad ha hecho que sepamos sacar mucho de muy poco, conseguir explotar y estrujar al máximo los recursos que tenemos. Eso se ha quedado en nuestro ADN, en nuestra forma de proyectar y buscar soluciones sencillas y realistas a nuestros encargos.

Nuestros edificios parecen mucho más caros de lo que en realidad son, utilizamos materiales comunes, baratos, del lugar, que los obreros han usado ya antes mil veces en otras obras, y los reinterpretamos de forma que buscamos transmitir emociones con ellos.

10 años y más de 235 proyectos de todo tipo después, resulta que todo es diferente e igual. Como equipo el estudio ha evolucionado enormemente, el know-how y la experiencia acumulada en una década de duro trabajo es enorme. ¡Cuánto habría ayudado todo este conocimiento al principio! Aunque el contexto parece que es demasiado parecido, una nueva crisis de dimensiones desconocidas amenaza con darnos otro baño de realidad. El mundo patas arriba de nuevo, ahora con el problemón de la Covid-19. ¿cómo de profundos serán los cambios que vengan con esta crisis? ¿cómo de tocado quedará nuevamente el mercado? ¿tomaremos las decisiones correctas ante los retos que nos esperan?

Pues no queda otra sino seguir remando hacia lo desconocido, contra viento y marea. Habrá que seguir empujando esta pequeña gran locura de nombre raro, OOIIO, a base de muchísimo esfuerzo, intuición, improvisación e intentar conseguir mucho con muy poco.

Joaquín Millán Villamuelas

Fundador y Director Creativo de OOIIO Arquitectura